Países baratos y seguros para vivir

Países baratos y seguros para vivir

El país más barato para vivir en 2021

Todo el mundo sueña con vivir en un país que ofrezca un equilibrio de lo mejor de ambos mundos: ¡barato y seguro! Aunque muchos países suelen inclinarse por uno u otro, un selecto puñado de países recompensa a los trotamundos en ambas categorías. Tanto si busca ofertas urbanas, como vistas panorámicas espectaculares o culturas diversas, seguro que encuentra un país en la siguiente lista que le encantará. Además, es posible que aprenda un nuevo idioma mientras vive en uno de estos países.

El Índice de Paz Global, así como el índice de coste de la vida, han ayudado a reducir los lugares más baratos y seguros para vivir en el mundo. Los principales países que encajan en ambas categorías se encuentran principalmente en Asia, Europa y América Central y del Sur, pero la lista no es exhaustiva.

El clima cálido, el marisco fresco y las impresionantes playas hacen de Portugal un lugar muy popular. Portugal ocupa el tercer puesto en el Índice de Paz Global, lo que lo convierte en uno de los lugares más seguros del mundo para vivir. Si quiere disfrutar de los esplendores de Europa Occidental sin pagar un precio elevado, Portugal ofrece un coste de vida asequible con alquileres razonables y un transporte barato.

Marruecos

Todo el mundo sueña con vivir en un país que ofrezca un equilibrio de lo mejor de ambos mundos: ¡barato y seguro! Aunque muchos países suelen inclinarse por uno u otro, un selecto puñado de países recompensa a los trotamundos en ambas categorías. Tanto si busca ofertas urbanas, como vistas panorámicas espectaculares o culturas diversas, seguro que encuentra un país en la siguiente lista que le encantará. Además, es posible que aprenda un nuevo idioma mientras vive en uno de estos países.

El Índice de Paz Global, así como el índice de coste de la vida, han ayudado a reducir los lugares más baratos y seguros para vivir en el mundo. Los principales países que encajan en ambas categorías se encuentran principalmente en Asia, Europa y América Central y del Sur, pero la lista no es exhaustiva.

El clima cálido, el marisco fresco y las impresionantes playas hacen de Portugal un lugar muy popular. Portugal ocupa el tercer puesto en el Índice de Paz Global, lo que lo convierte en uno de los lugares más seguros del mundo para vivir. Si quiere disfrutar de los esplendores de Europa Occidental sin pagar un precio elevado, Portugal ofrece un coste de vida asequible con alquileres razonables y un transporte barato.

El país más barato para vivir en el mundo

Países más baratos para vivir en 2021El coste de la vida es el dinero necesario para mantener un determinado nivel de confort en un lugar. El coste de la vida cubre aspectos básicos como la vivienda, los alimentos, los impuestos y la asistencia sanitaria.

Algunos países tienen un coste de vida muy elevado, sobre todo en las zonas que rodean a las grandes ciudades. Por ejemplo, en Estados Unidos, ciudades como Nueva York y San Francisco tienen un coste de vida muy elevado, mientras que zonas como las rurales de Misisipi, Kansas u Oklahoma pueden ser notablemente más asequibles. Además, no importa en qué lugar de Estados Unidos (o del mundo) se viva, los costes pueden ser aún más bajos -o incluso más altos- en otro país. Algunos países tienen un coste de la vida muy bajo, lo que los convierte en destinos atractivos para exiliados, jubilados y otras personas interesadas en reducir sus gastos.

Por lo general, los cálculos del coste de la vida comienzan registrando el coste de diversas necesidades, desde el alquiler/hipoteca y la asistencia sanitaria hasta una barra de pan, en una ciudad determinada. A continuación se comparan esos costes con el precio de las mismas necesidades en una ciudad de referencia, como Nueva York (EE.UU.) o Praga (República Checa). Por último, las cifras de cada región de un país determinado se promedian para poder hacer comparaciones entre países.

Túnez

Países más baratos para vivir en 2021El coste de la vida es el dinero necesario para mantener un determinado nivel de confort en un lugar. El coste de la vida cubre aspectos básicos como la vivienda, los alimentos, los impuestos y la asistencia sanitaria.

Algunos países tienen un coste de vida muy elevado, sobre todo en las zonas que rodean a las grandes ciudades. Por ejemplo, en Estados Unidos, ciudades como Nueva York y San Francisco tienen un coste de vida muy elevado, mientras que zonas como las rurales de Misisipi, Kansas u Oklahoma pueden ser notablemente más asequibles. Además, no importa en qué lugar de Estados Unidos (o del mundo) se viva, los costes pueden ser aún más bajos -o incluso más altos- en otro país. Algunos países tienen un coste de la vida muy bajo, lo que los convierte en destinos atractivos para exiliados, jubilados y otras personas interesadas en reducir sus gastos.

Por lo general, los cálculos del coste de la vida comienzan registrando el coste de diversas necesidades, desde el alquiler/hipoteca y la asistencia sanitaria hasta una barra de pan, en una ciudad determinada. A continuación se comparan esos costes con el precio de las mismas necesidades en una ciudad de referencia, como Nueva York (EE.UU.) o Praga (República Checa). Por último, las cifras de cada región de un país determinado se promedian para poder hacer comparaciones entre países.